← Volver al blog

Todo sobre etiquetar: de comienzo a fin

Publicado por Amber McKnight

Todo sobre el etiquetado | Sticker Mule

La etiqueta correcta puede marcar la diferencia entre el éxito o el fracaso de un producto. La creación de una etiqueta de producto perfecta requiere una combinación de creatividad, curiosidad y planificación.

Las etiquetas tienen su lugar como regalos personalizados, señalización para productos a medida y -por supuesto- para identificar productos comerciales. Es importante, sin embargo, pensar bien las cosas antes de comenzar su proyecto para evitar errores. Al comprender el proceso de creación de etiquetas elegantes y atractivas, también puedes crear diseños que atraigan a los consumidores, se comuniquen con ellos y les proporcionen información importante.

¿De qué se trata todo esto?

Las etiquetas forman parte del embalaje utilizado para que los productos tengan un aspecto presentable y atractivo. Es la información escrita en un contenedor o paquete. Esto puede incluir elementos vitales como los colores de la marca, el logotipo de la empresa, materiales distintos y una forma notable.

Las etiquetas son algo más que marketing. Algunos detalles de la etiqueta cumplen con los requisitos legales. Tanto si se trata de un producto nuevo en el mercado como de un producto básico bien conocido, debe cumplir con las normas legales relativas al etiquetado.

Para casi todos los productos imaginables, hay varios grados de mandatos que dictan qué información deben proporcionar las compañías a los consumidores. Los productos alimenticios, por ejemplo, están regidos por la Administración de Alimentos y Fármacos de los Estados Unidos (FDA), al igual que los cosméticos.

Plan para el éxito

Ya sea que estés creando una etiqueta personalizada para ti o para un cliente, debes desarrollar un diseño que sea funcional y que tenga en cuenta todas las variables del producto. Por lo tanto, el proceso inicial para crear una etiqueta es de recolección de información, más que de creatividad.

Si estás desarrollando una etiqueta para otra persona, necesitarás información del cliente. En algunos casos, el cliente ya tendrá un logotipo que puede utilizar para iniciar el proceso. En otros casos, hay que empezar desde cero, lo que debería tenerse en cuenta en el precio final de la creación de la etiqueta.

También debes considerar dónde planea el cliente vender el producto. Usando esta información, puedes desarrollar formas de diferenciar la oferta.

Si el cliente tiene la intención de vender sus productos en un supermercado, por ejemplo, debes desarrollar una etiqueta que lo distinga de todos los demás productos similares en la misma sección. Si el cliente, sin embargo, vende su mercancía únicamente en línea, usted tendrá que idear una estrategia diferente.

Durante esta fase, es útil pensar en quién usará el producto. También es necesario recopilar esta información del cliente, ya que si bien el producto puede proporcionar alguna pista sobre quién lo utilizará, sólo el propietario sabe exactamente cómo piensa promocionar sus productos.

Todo sobre el etiquetado | Sticker Mule

Evaluando el panorama general

Con respecto al producto deseado, querrás saber detalles específicos, tales como qué valores tiene el consumidor ideal, así como su nivel de educación. Antes de comenzar el diseño de tu etiqueta, es esencial que te preguntes:

  • Quién
  • Lo que
  • Cuando
  • Donde
  • Por qué
  • Cómo

Saber que el producto es para adolescentes varones, por ejemplo, no es suficiente para que puedas crear el mejor diseño. También debe preguntarse qué otros tipos de bienes similares compra el consumidor ideal. Este tipo de información detallada es necesaria para diseñar una etiqueta que hable con el público adecuado.

Después de recopilar la información básica, tendrá que llevar a cabo una investigación. Debes investigar más a fondo al público al que va dirigido, identificando su edad, sexo, ingresos y otra información que hayas pasado por alto durante la ronda inicial de investigación para asegurarte de que no te has perdido ningún detalle importante. Estos hechos aparentemente inocuos le informarán durante todo el proceso de diseño.

También debe aprender todo lo que pueda sobre los productos de la competencia. No querrás crear una etiqueta que se parezca demasiado a la de la competencia. Además, esta investigación le dará una idea de qué tipo de diseño de etiqueta atrae a la audiencia para ese producto.

Haciendo llegar el mensaje

El diseño de etiquetas es más que crear un proyecto atractivo. También debes proporcionar información que sea importante para los consumidores.

Por supuesto, hay ciertos elementos que ocuparán la mayor parte de la etiqueta de bienes raíces. Esto puede incluir el nombre del producto y el eslogan de la empresa, así como el logo de la empresa. Para el resto de la información, sin embargo, debes averiguar cómo distribuirla entre el espacio restante en la etiqueta.

Un elemento de información suplementaria que es importante mostrar de forma prominente es la propuesta de venta universal (USP). De hecho, el USP debe tener en cuenta todas las etapas del proceso de diseño.

El objetivo de la etiqueta es, en primer lugar, atraer a los consumidores y, a continuación, captarlos. La manera de lograr esto en su totalidad es incluir el USP de forma visible en la cara de la etiqueta.

Si el cliente no ha desarrollado una propuesta de venta universal, puedes trabajar con ellos para averiguar los beneficios del producto y promover estos conceptos en la etiqueta. Al conocer los beneficios del USP o del producto, puedes tomar las decisiones de diseño adecuadas durante la fase de planificación de la creación de la etiqueta.

Todo sobre el etiquetado | Sticker Mule

Ahora la parte divertida, elegir un look

Elegir el color adecuado es una de las partes más importantes del diseño de tu nueva etiqueta. El color que elijas puede estar influenciado por varias variables. Esto podría incluir el tipo de producto, la audiencia objetivo y los colores utilizados por los productos de la competencia.

Muchas veces, el envase influirá mucho en el diseño de la etiqueta. Si, por ejemplo, la etiqueta incluye un número significativo de imágenes animadas, deberás usar colores brillantes para completar este tema. Y lo que es más importante, quieres que el color de la etiqueta ayude a que el producto destaque sobre los productos de la competencia.

La tipografía de la etiqueta abarca las características físicas de la etiqueta en su conjunto. La mayoría de las etiquetas, por ejemplo, contienen una cantidad considerable de texto. La tipografía de la etiqueta delinea qué artículos se destacan para los consumidores, dónde se colocan los artículos y cuáles son más importantes que otros.

Comienza esta parte del proceso de planificación calculando la tipografía de los elementos más importantes del diseño, como el nombre del producto y el eslogan. Puedes, por ejemplo, usar letras a mano, en lugar de fuentes preexistentes. Esto, por cierto, te permite crear un diseño que es único para ese producto en particular.

Además, la optimización del diseño de copywriting es esencial para las etiquetas, ya que el espacio es extremadamente limitado. Esto hace que la copia definitiva y sucinta de la etiqueta sea crítica.

También debes decidir qué elementos visuales utilizarás para tu etiqueta. Esto incluye fotos e ilustraciones. Son especialmente útiles para crear un sentimiento sobre un bien que las palabras por sí solas no pueden producir.

Los elementos visuales que selecciones estarán muy influenciados por el producto. Si la etiqueta es para una bicicleta de montaña, por ejemplo, tu diseño puede incluir la imagen de una bicicleta.

Conoce tus limitaciones

Ahora que has descubierto lo que puedes hacer, es el momento de descubrir lo que no puedes hacer. Aunque sepas exactamente lo que quieres y tengas grandes ideas para el diseño de la etiqueta, es posible que tu concepto no satisfaga las necesidades de tu cliente.

¿Se utilizará el producto al aire libre o en ambientes húmedos? Una etiqueta de papel no será una buena elección. Busca materiales impermeables en su lugar.

De manera similar, si estás trabajando con productos alimenticios, considera el uso de materiales inocuos para los alimentos para tu etiquetado.

Recuerda el final del juego

Cuando una gran idea de diseño se te viene a la cabeza, es tentador dirigirse a la mesa de dibujo y empezar a construir tu concepto después de sólo observar brevemente el bien sobre el que luego colocarás la etiqueta. Sin embargo, es importante saber no sólo si la etiqueta encaja en el producto, sino que complementa la forma del envase.

Además, tendrás que tomarte un momento para pensar qué cantidad del producto cubrirás con tu etiqueta. Si, por ejemplo, el embalaje del producto no es especialmente atractivo desde el punto de vista estético, es conveniente crear una etiqueta que cubra una mayor parte del recipiente. Por el contrario, si el envase tiene atributos visualmente atractivos, es conveniente dejar el envase expuesto y reducir el tamaño de la etiqueta.

De cualquier manera, la etiqueta y el envase deben atraer e involucrar a los consumidores. Estas variables son esenciales para determinar la presencia de su diseño desde la perspectiva del consumidor.

Todo sobre etiquetado | Sticker Mule

Consigue una segunda opinión

Hay un paso más importante que completar antes de subir tu idea de diseño a la impresora y esperar a que lleguen tus nuevas etiquetas. Después de crear tu etiqueta, debes entrevistar a los miembros de la audiencia a la que se dirige para determinar cómo se sienten con respecto a tu creación. Puedes invitarlos a hacer una encuesta y hacerles preguntas sobre la nueva etiqueta. El diseño del cuestionario debe ayudarte a entender si has creado con éxito el sentimiento adecuado para los consumidores con tu proyecto de etiqueta.

Cuando los consumidores respondan a las preguntas, investiga más a fondo. Pregúntales por qué sienten lo mismo que ellos respecto a ciertos aspectos de la etiqueta. Esto es importante para ayudarte a descubrir el razonamiento emocional detrás de sus sentimientos.

Por último, al crear tu etiqueta, no tienes que hacerlo solo. De hecho, debes incluir al cliente en todas las etapas del proceso de diseño.

Aunque esto puede variar en grado con el diseñador, es importante que el cliente se mantenga involucrado. Al trabajar en estrecha colaboración con el cliente, usted puede aumentar la probabilidad de que apruebe el producto final.

Algunos creadores desarrollan diseños de etiquetas con pocos comentarios de los clientes. Cada uno tiene su propio proceso. Aún así, es importante consultar con el cliente antes de finalizar cualquier decisión de diseño significativa para asegurar que produzcas una etiqueta que satisfaga a todas las partes interesadas y ayude al cliente a crear una imagen de marca positiva. Con la planificación, crearás un diseño que atraiga a los consumidores hacia ti o hacia la causa o negocio de tu cliente y deje una impresión positiva duradera.

Un etiquetado eficaz ayuda a los consumidores a recordar los productos y sus causas. Incluso si sólo es un vago recuerdo, normalmente son suficientes para que los clientes potenciales recuerden cómo encontrar un producto o más información.

Definir la propia marca es una de las partes más importantes del funcionamiento de cualquier organización. De hecho, las investigaciones muestran que el 64% de los consumidores compran bienes únicamente por su apariencia.

Este tipo de resultado destaca la importancia de las etiquetas eficaces. Además, es esencial rediseñar el envase de la marca de vez en cuando para que siempre tenga un aspecto nuevo y fresco. Con una marca y un cambio de marca adecuados a medida que pasa el tiempo, mantendrá tus productos o los de tus clientes en la vanguardia de las mentes de los consumidores.

Hay muchísimas maneras de deleitar a tus clientes y hacer crecer tu marca usando etiquetas y otros productos impresos personalizados. Conoce más formas en las que Sticker Mule puede ayudar a que tu negocio crezca.

← Volver al blog

¿Te gustó esta publicación? Suscríbete vía Twitter o RSS.